leónidas lamborghini

Pero cuando subo al tren
que no para en todas las estaciones
rápido
y el fresco
de la última
hora del crepúsculo
la cabeza golpeada
está
como dulcemente dormida

y entonces
aparece de pronto
el hombre de todos los mágicos
elásticos peines
los estampados electrónicos
brillantes
las agujas
los suaves analgésicos

—Señores atención
basta
que alguien piense un poco
para que la bomba que todo lo borrará
no estalle y lo borre todo
menos tu risa mueca
dijo
y pareció mirarme fijamente
después
siguió vendiendo

En el país de:
y di tres pasos
hacia los libertadores
y eran los
des-libertadores y matan y persiguen y rondan y secuestran
sollozando al occidente
sollozando al occidente
y bailan alrededor
de un cadáver que no muere…

Fragmento de El solicitante descolocado (1971)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s